Fundación Caja Rural de Aragón vuelve a exhibir desde el lunes 14 de septiembre “El ojo atónito”, una exposición de treinta y siete obras del artista aragonés Ignacio Mayayo, que se podrá visitar hasta el próximo 30 de octubre.

Esta muestra inaugurada el pasado mes de febrero se vio bruscamente interrumpida por la crisis generada por el COVID-19 durante el mes de marzo. En los primeros diecinueve días de exposición más de mil personas se habían acercado a contemplar la obra de Mayayo.

 

 

Fundación Caja Rural de Aragón vuelve a abrir sus espacios expositivos al arte. La semana pasada lo hizo en la Sala C/ Canfranc, 22 de Zaragoza con la exposición Biotopos de Paulino Vela, y durante los próximos días además de El ojo atónito de Ignacio Mayayo se inaugurarán exposiciones en las salas que la Fundación gestiona en Huesca y Calatayud.

Ignacio Mayayo, nacido en Layana, provincia de Zaragoza, en 1953, vivió su infancia en las Cinco Villas. Entre los años 1970 y 1973 estudió Arquitectura Técnica en Burgos, profesión en la que trabajará esporádicamente. Su primera exposición individual tuvo lugar en la Sala Barbasán de Zaragoza hace ahora 45 años con una clara influencia surrealista.

Desde entonces su obra plástica evolucionó hasta que abandonó el surrealismo en 1983 centrándose en el dibujo y la obra gráfica, utilizando como técnica principal el óleo sobre lienzo. Los últimos cuarenta años ha sido profesor de la Escuela de Artes de Zaragoza.

Mayayo presenta ahora ante nuestra mirada una serie de paisajes campestres, sin olvidarse de los urbanos con escenas domésticas de nuestro día a día y unos maravillosos retratos de marcado aire velazqueño.

Desde las exposiciones realizadas en 2013 en el Colegio de Arquitectos y en la Casa de los Morlanes, Mayayo no exponía de forma individual en la capital aragonesa.

El pintor y tratadista Pepe Cerdá será el comisario de esta muestra. Sobre Mayayo, expresa “es un pintor sincero, pinta con el esfuerzo de superarse y estudia para conseguir un máximo de perfección. Para él, un pintor no es más que un conocedor extraordinario de su oficio, del oficio de pintar. Esto que parece elemental y que desprecian muchos, es lo que a Ignacio Mayayo le trae de cabeza”.

La obra de Ignacio Mayayo se puede visitar de lunes a viernes, de 18:00 h. a 20:00 h. con acceso gratuito en la Sala Caja Rural de Aragón de C/ Cuatro de Agosto, 4, hasta el próximo 30 de octubre con aforo limitado.

 

Utilizamos cookies propias y de terceros, analizando sus hábitos de navegación en nuestra web, para mejorar nuestros servicios y facilitar su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.