Huesca Suena presentó el Barómetro Oscense 2021 en el salón de actos de Caja Rural de Aragón de Huesca ante medio centenar de asistentes. Este estudio pretendía identificar todas las áreas que realmente preocupan a los oscenses y así poder desarrollar o impulsar proyectos alineados con los intereses de los ciudadanos.

El 46% de los oscenses piensa que Huesca está mejor ahora que en 1991 mientras que el 50,5% piensa que la capital altoaragonesa está igual o peor ahora que en 2001. Lo que más valoran los habitantes de Huesca de vivir en su ciudad es la calidad de vida con un 50% mientras que lo que menos les gusta es la falta de oportunidades laborales que ofrece con un 58,9%.

Tanto en frecuencia como en importancia las tres áreas más referenciadas por los oscenses como susceptibles de mejora y desarrollo son, por orden de mayor a menor: vivienda, empleo y seguridad.

En la última pregunta se les ofrecía la oportunidad de explicar aspectos de la ciudad que les gustaría cambiar o mejorar. Se repiten con bastante frecuencia las quejas hacia la inacción de las instituciones respecto a diversas áreas y también críticas hacia la actitud pasiva de la ciudad.

Desde Huesca Suena detectan que los oscenses son demasiado complacientes con el presente y muy pesimistas con el futuro. La encuesta presentada por Loreto Bermúdez de Castro, responsable de comunicación de la plataforma oscense, fue un notable éxito de participación con un intervalo de confianza del 99% y un margen de error de +-3,9

Fotografías: Pablo Segura

Diario Altoaragón

Heraldo de Aragón

Utilizamos cookies propias y de terceros, analizando sus hábitos de navegación en nuestra web, para mejorar nuestros servicios y facilitar su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.